Rosalind Franklin – Descubriendo el ADN (Parte Final)

Rosalind Elsie Franklin (1920 – 1958) fue una química y cristalógrafa inglesa, responsable de importantes contribuciones a la comprensión de la estructura del ADN, el ARN, los virus, el carbón y del grafito. Su trabajo sobre los tres últimos fue reconocido en vida, no siendo igual con sus descubrimientos acerca del ADN.

Nació en una familia judía inglesa. Franklin fue educada en la Escuela Lindores para Señoritas en Sussex y en la Escuela St. Paul’s para niñas, donde fue sobresaliente en todos los cursos y deportes.

los 18 años, tuvo una hija llamada Cecilia Merigo, quien falleció dias después de nacer. Ese mismo año ingresó a la universidad becada. Donó el dinero de la beca a los refugiados de la Segunda Guerra Mundial. Luego estudió Ciencias Naturales en el Newnham College. Ganó una beca en la Universidad de Cambridge en el laboratorio de fisicoquímica.

La Asociación Británica para la Investigación y el Uso del Carbón le ofreció una plaza de investigadora en 1942. Esto le ayudó a obtener su doctorado en 1945. Fue a Paris en 1947 para realizar un postdoctorado en el Laboratorio Central de Servicios Químicos del Estado, donde se convirtió en una cristalógrafa de rayos X consumada.

En 1951 se unió al King’s College de Londres donde tomó las imágenes de ADN por difracción de rayos X, que fueron escenciales para la determinación del modelo de Watson y Crick. Se mudó al Birbeck College dos años después debido a desacuerdos con su colega Maurice Wilkins, quien había mostrado a Watson las imágenes del ADN sin su consentimiento.

En el Birbeck, Franklin dirigió investigaciones acerca de las estructuras moleculares de los virus, que llevó a descubrimientos nunca antes vistos. Entre ellos, estaban los virus de la polio y el virus del mosaico del tabaco.

Rosalind Franklin murió de cáncer de ovario en 1958, a los 37 años de edad. Su innovador descubrimiento sobre la estructura del ADN no fue reconocido como correspondía, pues la Fundación Nobel no otorga premios post mortem (Watson y Crick recibieron el Nobel en 1962). Sin embargo, Crick, Watson y eventualmente la comunidad científica reconocen a esta innovadora como pionera del estudio de la estructura molecular del ADN.

Descubriendo el ADN – Parte III

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *